Líder Activo

Que nadie piense por ti

que-nadie-piense-por-ti

Una curiosidad que tiene tiempo rondando mi cabeza es hasta qué punto la humanidad está esperando que la “inteligencia” artificial termine de desarrollarse para dejar de hacer lo que parece es lo último que las máquinas y la tecnología no hace por nosotros, “PENSAR”.

Ya está bien avanzado lo de pensar por nosotros, por ejemplo, cuando entramos a páginas frecuentes como Google y estamos con nuestro perfil activo el registro de preferencias que Google lleva años almacenando datos y nuestro comportamiento o preferencias de búsquedas, me ha pasado y estoy seguro que a ustedes también, necesitamos buscar algo, no tenemos 100% claro lo que queremos, incluso puede ser que se nos olvidó específicamente que íbamos a buscar, así que comenzamos a teclear en el buscador y “BINGO” Google nos da la sensación de que sabe lo que estoy buscando.

Lo mismo está ocurriendo en Redes Sociales, antes en el apartado, persona que quizás conozcas te colocaba aquellas personas que tenían 4 ó 5 amigos en común, por lo cual la red podía “asumir” que conoces a esta persona, tomaba información adicional de sitios tales cómo, donde estudiamos, trabajamos y esas cosas, pero resulta que me he topado con “personas que quizás conozcas” que si conozco pero que no tenemos amigos en común, no hemos ni estudiado ni trabajado juntos, en teoría no tenemos nada que la red pueda usar para “saber” que nos conocemos, muchos me dicen que ahora toman para su algoritmo información de mi celular, números de teléfonos y los correos electrónicos que he mandado y recibido quizá en la última década, es decir, que si en algún momento histórico le envié un correo puntual y único a una persona hace  años y esa persona abre una cuenta en redes sociales en poco tiempo me lo va a sugerir cómo amigo.

El punto en cuanto a preferencias visto en términos prácticos no parece malo, lo que personalmente no me gusta es que he visto como tratan de “modificar” tus gustos. Un ejemplo de esto son las página de compra, tu entras 100% convencido de qué NECESITAS comprar, colocas las características exactas de lo que quieres y en menos de un segundo te traer lo que pediste, pero en los resultados te trae otros cientos de posibilidades, y te hace sugerencias como, quizá te interesa esto, ó te dice, los usuarios que vieron esto, compraron esto también y es en ese momento cuando dudas si lo que querías comprar es lo que realmente necesitas.

Lo realmente malo de este asesor virtual es que no está tomando en cuenta lo que necesitas porque es un software y no lo sabe, lo que hace es partir de algo que necesitas para venderte el producto similar de la marca que patrocina (paga) la página, por lo cual no te sugiere lo que necesitas te sugiere el producto de la compañía que más pago por el clic.

Esto ocurre en casi todo, estamos viviendo en la era de las TENDENCIAS solo hace falta que algo sobresalga un poquito en la red para que los grandes grupos comunicacionales vean “potencial” de venta y es entonces cuando viene el bombardeo de quien da más para vender los productos de aquellos que llegaron primero y tenían más poder monetario para pagar por su posicionamiento.

Cuando digo que ocurre en casi todo, es porque ocurre hasta en la opinión de las personas, si un gran grupo económico o político piensa por ejemplo que eres una amenaza por la razón que sea, pues iniciaran una campaña hasta que la masa crítica de la red piense y opine que eres una amenaza. Me he dado cuenta que en ocasiones se ponen de moda pensamientos prácticamente de la nada, por ejemplo.

La crisis económica mundial es culpa de las malas decisiones macroeconómicas de los países y de las grandes corporaciones que creen que por tener el dinero y el poder pueden hacer lo que les dé la gana, y de la manera más dura se han dado cuenta que no pueden.

El asunto es mucho más grave de lo que investigando en la red se percibe, y aún con lo poco que se puede percibir ya es grave, así que imaginen la magnitud del asunto, así que cómo matriz de opinión y esta es sólo una teoría mía, toman la decisión de “apoyar” desde las sombras matrices de opinión o proyectos pequeños, no es casualidad la ENORME ola de emprendimiento de la actualidad, sabemos que cuando pequeñas empresas tratan de entrar al mercado las grandes empresas sólo por deporte las aplastan, y ahora de la noche a la mañana muchas de esas corporaciones históricamente intolerantes a la competencia están desarrollando programas de apoyo al emprendedor siempre le digo a las personas que “lean la letra pequeña”.

Me encanta la actitud de “Sólo logran el éxito aquello que no se rinden y luchan hasta el final”, pero no siempre hay que tomar todos los consejos al pie de la letra, me gusta refinar las cosas para que el resultado esperado sea acorde a la inversión o sacrificio, para mi es mejor decir, no te rindas hasta que hayas hecho todo lo posible por lograr tu meta, lo que no significa que siempre logramos la meta que nos proponemos, decir lo contrario es para mí tremendamente irresponsable.

Ciertamente muchas personas se rinden demasiado rápido y así nunca van a lograr nada grande, pero luchar y luchar y luchar hasta el final tampoco es garantía de éxito, lo más importante que debes desarrollar cómo líder y cómo emprendedor es el olfato de tu visión o proyecto, con el corazón en la mano tengo que decir que conozco muchas personas con visiones irrelevantes y productos malos creyendo que tienen el invento que cambiará al mundo, y en ocasiones NO LO TIENEN, ser realista te ayudará a no tener decepciones terribles, si tienes una idea, desarrolla la idea desde sus bondades sin olvidar sus puntos débiles, muchos se molestan porque no tienen apoyo de sus amigos y familias pero es bien sencillo, si presentas tu proyecto y nadie confía en ti, pues, revisa el proyecto, quizá le falta trabajo al proyecto antes que le pidas a un tercero que hipoteque la casa de su familia  y te de ese dinero a ti para que cumplas tu sueño, los sueños tienen un ENORME componente de responsabilidad y es 100% tuyo.

Los anhelos de alcanzar un gran éxito, dinero, fama y poder pero sin cultivar la disciplina necesaria para hacer lo que debes hacer para alcanzarlo es sin dudas una de las razones para vivir con estrés, sintiendo que la vida no tiene sentido, que nos falta algo, eso nos distrae la mente y no nos permite avanzar, existe en la actualidad el arte de usar la tecnología (que está entre nosotros para facilitarnos la vida) para complicarnos la vida, por ejemplo, las redes sociales, en teoría están creadas para compartir momentos, para acercarnos a las personas que tenemos lejos, poder estar en contacto, pero por el contrario, se usa para mortificarnos por la vida que otros muestran y que yo deseo pero que no logro alcanzar, y así pasan los días con la falsa creencia que sólo con el deseo es suficiente, es momento de hacer lo que nos diferencia de las otras especies del planeta, es el momento de pensar y comenzar a actuar más en función de mi propio pensamiento en lugar de hacerlo en función a lo esté de moda o de lo que otros me piden que haga.

Hasta la próxima

Jimmy Canelones

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *