Líder Activo

Locus sin Control

En psicología se denomina lugar (o Locus) de control a la percepción que tiene una persona sobre donde está ubicado el agente causal de las situaciones o acontecimientos que ocurren en su vida cotidiana.

Vista la conducta como una serie de variables interconectadas. Sería cuantas de esas variables el individuo asocia su control o responsabilidad sobre esta y sus resultados. Es decir, es la parte subjetiva de la responsabilidad de los resultados, ¿De quién es la culpa de lo que ocurre en mi vida?.

La percepción que tenga una persona sobre determinados éxitos o fracasos como resultado de factores internos o externos determina el tipo de Locus dominante en la persona, esta dicotomía de “¿Quién es el responsable del resultado?” tiene dos posibles orígenes uno interno  y el otro externo.

Para los orígenes internos decimos que hay un dominio del Locus de control Internos (LCI) y para una percepción de origen externo se le denomina Locus de control Externo (LCE). Puesto en ejemplos sería algo así. Pasé un examen con una nota excelente. Para las personas con LCI el resultado proviene de mi esfuerzo, pase el examen porque estudie bastante, me prepare bien y adicionalmente estuve tranquilo y relajado al momento de presentarlo. La misma situación para una persona con LCE el mismo resultado sería porque el examen estaba fácil y adicionalmente le caigo muy bien al profesor, mi signo me dijo esa mañana que   recibiría una sorpresa inesperada, ambas personas estudiaron para el examen, pero la primera asume la responsabilidad por su éxito la segunda no.

Ahora bien, pueden decir, es un resultado positivo Jimmy así que no importa a quien se le atribuya el éxito, y no es así, cambiemos el ejemplo, el mismo examen pero el resultado fue malo, reprobé el examen y eso afectara mi promedio, la persona con LCI dirá, no me esforcé lo suficiente, sabía que el examen estaría complicado y me confíe tengo que aplicarme más para el próximo examen para recuperar mi promedio. Por su parte la persona con LCE dirá, el examen estaba demasiado difícil era imposible que lo aprobara, adicionalmente el profesor la tiene agarrada conmigo, yo sabía que no aprobaría el examen porque ese día el horóscopo me dijo que me esperaba una sorpresa inesperada.

Esta teoría basada en los estudios del aprendizaje social de Julian B. Rotter y Murly (1965)  como un rasgo de personalidad fue posteriormente reformulado por Rotter en 1966.

A manera de resumen.

Locus de control interno. Es la percepción de que los eventos que ocurren a mi alrededor en buena medida son controlados por mi conducta y mis acciones, es decir, tengo la percepción de que controlo mi propia vida (por lo menos una buena parte), y de aquellas cosas que no controlo su resultado si puedo controlar mi reacción sobre ella.

Locus de control externo. El individuo percibe que todos los eventos o la mayoría de los eventos importantes que ocurren en su vida ocurren por azar, por cosas del destino o por poder o decisión de otra persona, para estas personas los eventos (por lo menos los importantes) están fuera de su alcance o responsabilidad por ende no hay nada que hacer al respecto.

Stephen R. Covey (1932-2012) en su best seller, Los 7 hábitos de las personas altamente efectivas (1989), refuerza este rasgo de la personalidad con su teoría sobre el enfoque de los lideres, Covey establece en su obra que nuestra vida gira en torno a dos círculos concéntricos, el primer círculo el interno se llamar el circulo de influencia, el otro circulo el externo el más grande lo llama el circulo de las preocupaciones,  en el primer círculo,  en el circulo de la influencia están todas aquellas cosas, situaciones y resultados sobre los que yo tengo dominio, las cosas sobre las que tengo el poder de decidir, y en el segundo circulo el de las preocupaciones esta todo lo demás, la cosas sobre las que no tengo poder de decisión. Covey explica que los líderes centran sus esfuerzos en el circulo interno, trabajan desde ahí enfocando sus energías en este, también dice que con el tiempo y por el esfuerzo y trabajo este círculo irá creciendo y por ende tu influencia será mayor, por el contrario si gastas energía en aquellas cosas que están fuera de tu control entonces tu circulo interno se irá reduciendo cada vez más, trabajar en tu circulo interno te da seguridad, eleva tu autoimagen y te da resultados duraderos, hacerlo en el circulo de las preocupaciones sólo genera estrés, angustia y tristeza.

Centren sus esfuerzos en mantener su locus de control interno y con el tiempo sentirán que tendrán más control en sus vidas.

Hasta la próxima

Jimmy Canelones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *